Fernando Wilson presentó libro sobre Almirantes Blanco y Cochrane
Lunes, 16 de Octubre 2017

Fernando Wilson presentó libro sobre Almirantes Blanco y Cochrane

La actividad se realizó a bordo de la Fragata “Williams”, buque insignia de la Armada.

El profesor de la Facultad de Artes Liberales, Fernando Wilson, fue el encargado de presentar, el pasado 12 de octubre, “Los Almirantes Blanco y Cochrane y las campañas navales de la Guerra de la Independencia”. La obra escrita por el Almirante en retiro Gustavo Jordán y el periodista Piero Castagneto, busca rescatar un aspecto clave en el proceso de emancipación de Chile.

La actividad realizada, a bordo de la Fragata “Williams”, buque insignia de la Armada, contó con la presencia del Comandante en Jefe de la Armada, Julio Leiva, y la Embajadora del Reino Unido en Chile, Fiona Clouder, entre otras autoridades.

“La Armada de Chile tiene una particularidad en América Latina, que quizás no se recuerda lo suficiente. Es la única de las marinas grandes de la región que no posee una herencia colonial. La corona española había determinado que Chile no contara con un poderío naval propio, por lo tanto, hubo que construir esta Institución. Existía una visión, pero sobre todo, una capacidad técnica para consolidar esta fuerza. En este doble rol, brillan en sus respectivas funciones Manuel Blanco Encalada y Thomas Cochrane”, explicó Wilson.

Para los autores, la perspectiva radica en la importancia que tuvo la Guerra Naval en la independencia de nuestro país, a través de un relato analítico y crítico de este conflicto, consultando múltiples fuentes, las que en su conjunto amplían la riqueza y complejidad del tema.

“Los Almirantes Cochrane y Blanco Encalada, figuras capitales de la guerra del mar en el período 1817-1826, están tratados con toda su humanidad, con sus luces y sombras, virtudes y defectos, con momentos de triunfos y fracasos”, comentó Castagneto.

A su vez, el Almirante Jordán manifestó que “la historia nos ha enseñado que es casi imposible improvisar un poder naval, por eso, es que hasta hoy nos sorprende cómo Chile logró conformar una Escuadra en sólo seis meses, y vencer a la fuerza que la Armada española tenía destinada en el Océano Pacífico, siendo aquella la tercera Marina en importancia en el mundo de esa época”.

Los rasgos de estos primeros Almirantes que tuvo la Armada fue parte también de la presentación del libro. Es así como Wilson concluyó que “Blanco Encalada fue un hombre que desarrolló toda su vida en torno a la Armada, y que pese a ocupar los más altos cargos en el Estado, nunca la abandonó. Fue una persona poco pretenciosa, y que construyó la plataforma material de esta Institución. Luego, Cochrane le atribuyó un imput de doctrina que podríamos combinar con su capacidad ofensiva, consolidando una tradición de agresividad estratégica operacional y táctica que se desplaza en toda la historia. Estos dos hombres construyen material y moralmente a la Escuadra, y en torno a ella, a la Armada”.