¿Cómo enfrentar la PSU?
Miércoles, 15 de Noviembre 2017

¿Cómo enfrentar la PSU?

Claudio Araya, profesor de Psicología, entrega claves para prepararse.

El 27 y 28 de noviembre es la rendición de la Prueba de Selección Universitaria (PSU), instancia en la que jóvenes de IV medio se enfrentan a una serie de presiones provenientes del entorno escolar, familiar y social. Claudio Araya, psicólogo y doctor en psicoterapia entrega claves para vivir de manera más tranquila los días previos a la PSU.

Respecto a la presión del medio en esta situación, señala que es evitable, y “en esto juega un rol central la familia y el entorno. Creo que es relevante poder acompañar y confiar. El exceso de exigencia no favorece que a los jóvenes les vaya bien, menos aún a estas alturas del año.  Creo que es valioso que reconozcan los recursos con los que cuentan, y desde esos recursos puedan actuar” señala.

La práctica de Mindfulness no es sólo una técnica, es principalmente una actitud de estar presentes y alertas, al respecto Claudio comenta que “puede ser bueno realizar prácticas que nos hagan sentir cómodos, especialmente si es la primera vez que las practico, algunas que pueden ayudar son: la meditación sentada, el yoga, la meditación caminando, incluso el hablar y escuchar con atención, puede ser bueno partir con prácticas breves que ayuden a recuperar el propio centro. El mismo joven puede probar y ver en su propia experiencia qué práctica le acomoda más, lo importante es practicar” dice.

Los 5 tips que entrega el profesor Araya a días de rendir la PSU son:

  1. No perder la perspectiva de la situación, mantener la calma y observar el panorama completo, sin dejarse llevar por la ansiedad, la anticipación y las presiones.

  2. Realizar prácticas de autocuidado, preocuparse de dormir bien y comer saludablemente.

  3. Cultivar prácticas de Mindfulness o presencia plena, como no adelantarse y volver amablemente al momento presente, ejercitando prácticas como la respiración consciente, hacer caminatas con atención plena, el contacto con la naturaleza, u otras actividades.

  4. Cuidar y fortalecer los vínculos. Dedicar tiempo para estar con amigos o familiares con los cuales se sientan a gusto.

  5. Hacer lo que les nutre y vitaliza, realizar actividades que les brinden energía y claridad, tal como hacer deporte o salir a la naturaleza. Reducir también lo que sientan que los desgasta. No dejar de lado el descanso.

Para complementar estas prácticas, se realizó el tradicional + Relax – Stress donde hubo talleres de meditaciones, yoga y mindfulness que entregaron herramientas para seguir desarrollando a diario.