Verónica Devenin: La investigadora que apuesta por el desarrollo sustentable
Lunes, 04 de Diciembre 2017

Verónica Devenin: La investigadora que apuesta por el desarrollo sustentable

Profesora de Negocios cree en el trabajo colaborativo.

“¿Tú tienes mucho optimismo por la tecnología, no?” La pregunta la realizó un profesor de economía ecológica de la Universidad de Barcelona a la actual profesora de la Escuela de Negocios UAI, Verónica Devenin, cuando cursaba su doctorado en Ciencias y Tecnologías del Medio Ambiente en esa institución. Para ella, la interpelación fue como recibir un golpe de agua fría. “Su pregunta me permitió hacer un zoom out y ver el problema en su complejidad. Generó en mi un cambio muy significativo, me di cuenta que estaba mirando el árbol en lugar del bosque” cuenta la también socióloga, miembro del Centre for Business Sustainability (CBS) de la Escuela de Negocios. “Mi proyecto de tesis hasta ese momento era sobre eco-innovaciones para la minería del cobre. Esta interpelación redirigió mi trabajo hacia los aspectos socio- ambientales que la tecnología no resuelve.”

Las investigaciones que la profesora ha realizado en la UAI, recogen esa última mirada. La primera de ellas, de hecho, se realizó cuando llevaba poco tiempo en Chile, luego de haber realizado trabajo de campo en Australia por 4 meses. “Me pidieron hacer una investigación en el marco del CBS sobre el tema de relacionamiento comunitario. Así llegué a la UAI.”

Centre For Business Sustainability

El Centre for Business Sustainability nació el año 2014, con el claro objetivo de colaborar en términos de investigación y gestión de soluciones que se adapten a las necesidades de las empresas nacionales en términos de sostenibilidad. En esa línea, el centro es el Hub para América Latina del Network for Business Sustainability (NBS) de base en Canadá. El NBS es un espacio que busca recoger y sistematizar conocimiento y prácticas para las empresas de manera que estas las puedan utilizar para tener desempeños más sostenibles. Es muy focalizado en investigación aplicada y además revisan qué es lo que se ha hecho en la academia que puede ser útil para los CEO, lo que implica de traducción del lenguaje académico a lenguaje del management.

EL CBS de Negocios UAI utilizó la misma metodología de trabajo que NBS, y eso significó reunir en un Leadership Council a un conjunto de empresas socias del Centro, que destacaban por tener prácticas más sostenibles. Con reuniones anuales, lo que se discutía abiertamente eran los desafíos de conocimiento y prácticas en materia de sostenibilidad. ¿Dónde falta conocimiento y práctica, dónde sienten ellos que podrían adquirir nuevos conocimientos? “Eso implicaba recoger entre 10 a 12 temas, que luego rankeábamos según su urgencia o relevancia. Siempre se sacaban las dos inquietudes principales, y se levantaban 2 investigaciones que tenían duración de un año. Luego, se entregaba el resultado a través de una capacitación a las empresas y se publicaba un Executive Report en NBS.” Verónica dice que le interesa la divulgación, porque si bien para el mundo académico es importante publicar donde hay que publicar, lo que le gusta de realizar investigaciones aplicadas es que tengan acceso a la información personas que podrán hacer uso de ella.

La investigación

La 1° investigación que Verónica realizó tenía por objetivo determinar cómo crear valor con las comunidades, de manera que sean sostenible en el tiempo. “Para eso levanté dos casos que son bien innovadores en el mundo, el Calama Plus y el Creo Antofagasta, que muestran una manera distinta, colaborativa, de enfrentar los desafíos de su entorno social. Es una mirada focalizada en el territorio, en los beneficios más de largo, más colectivos y que generan más impacto. Es un paradigma muy distinto de cómo se han hecho las cosas hasta ahora.”

Lo que hizo Verónica fue levantar estos 2 casos y sistematizar sus principales aprendizajes “A partir de ahí desarrollé un modelo que se llama desarrollo comunitario colaborativo. Yo hice la capacitación y luego hubo todo un trabajo con el CBS de manera de poder sacar el un reporte ejecutivo a nivel internacional. Logramos llegar al punto de tener el executive report adecuado y en enero del año pasado se publicó en NBS.”

El diagnóstico

“El diagnóstico está súper claro: las empresas invierten mucho dinero en hacer responsabilidad social corporativa pero la gente nunca está satisfecha, siempre hay más demanda, no se ven los impactos, hay malestar igual".

El caso de Calama Plus (www.calamaplus.cl) se originó ante la emergencia del Movimiento Ciudadano de Calama, evidenciando que, si bien llevaban muchos años intentando resolver problemas de la comunidad a través de la responsabilidad social, no se lograba disminuir su descontento. “De ahí surgió la idea de decir juntemos las fuerzas. En vez que cada empresa haga su propio programa, trabajemos todas las empresas juntas, alineados con el gobierno local, y con la participación incidente de la ciudadanía.” Se hicieron análisis y ajustes de programas de desarrollo local previos y vigentes, y pusieron a votación de toda la ciudadanía de Calama una priorización de proyectos.  Votaron casi 24 mil personas, lo que otorga una legitimidad social muy significativa a esta iniciativa.

Trabajo Colaborativo

En este sistema de trabajo, cada empresa pone los recursos y capacidades que tiene. “Por ejemplo, lo que hacía Sodimac era entregar espacios para puntos limpios y mantención. Lo que hacía Mall Plaza era poner los espacios para participación ciudadana, lo que se conectaba con su idea de ser un espacio de encuentro.” ¿Otro ejemplo de colaboración? Hay compañías que no tienen tantos recursos financieros para poner a disposición, pero tienen otras capacidades. Por ejemplo, parte de los proyectos es hacer plazas. El problema es quien las cuida después. Entonces, si una compañía que no tienen muchos recursos financieros, pero tiene algunas capacidades profesionales, puede ofrecer programas de educación ambiental para los barrios donde se va a hacer la plaza, de manera de hacerla sustentable. Es un cambio de switch, hay una creación de valor conjunto.

Aprendizajes

Algunos de los desafíos a los que se enfrenta esta colaboración conjunta están relacionados con cómo lograr procesos a largo plazo si se van generando cambio de autoridades tanto públicas como privadas. En el caso de Calama Plus, la legitimidad que le otorgó la ciudadanía funciona como un  gran respaldo, pero no es una garantía absoluta.

También hay un tema de gobernanza: tanto en Calama Plus como Creo Antofagasta (www.creoantofagasta.cl) hay una suerte de Comité que genera las políticas y lineamientos estratégicos, como una especie de board. Ahí se reúnen el alcalde, el intendente, las principales empresas, la ciudadanía, etc. Luego hay una especie de gobierno técnico que se encarga de articular a los diferentes actores y gestionar el proyecto en su conjunto.

Ambas iniciativas son un ejemplo muy concreto de colaboración y gobernanza. “Puede que tenga errores, pero abre un camino y eso quise mostrar en el reporte; las cosas se pueden hacer distintas, se puede hacer un trabajo de colaboración,” dice Verónica.

Mira la investigación de Verónica Devenin AQUÍ.

Sobre la Investigadora

Cuando Verónica les cuenta a sus alumnos el camino que recorrió para llegar a ser una investigadora especialista en temas de sostenibilidad algo parece no cuadrar, pues sus primeros años de desarrollo profesional los desarrolló en la industria del petróleo y gas. “Trabajé 8 años en ENAP. Primero en la refinería Hualpén. Luego, me incorporé al corporativo. Fue una experiencia muy valiosa porque durante años trabajé con las personas que estaban en la operación. Me involucré mucho en el tema industrial, productivo y empresarial. En el Corporativo tuve la oportunidad de conocer otras complejidades. Fue una muy buena inmersión para hacer un aprendizaje de lo que es estar en una empresa.”

Estaba trabajando cuando realizó un Magíster en Investigación y Social y Desarrollo. Postergó la tesis por algunos años hasta que tomó una decisión radical para poder dedicarse a ella. Renunció a su trabajo en ENAP y se abocó de lleno a su investigación “Casi toda mi carrera había sido en torno a procesos de cambio organizacional, la dificultad de introducir cosas nuevas en un sistema productivo complejo. Quise hacer mi tesis sobre eso. Para hacer la tesis golpeé las puertas de Fundación Chile que realiza temas de transferencia de tecnología, innovación, etc. Me dijeron, perfecto, pero hazlo sobre Eco-Innovaciones y ahí, por unas cosas del azar de la vida, entré al tema de la sostenibilidad. En ese sentido, soy una agradecida de mi trayectoria profesional”.

Finalmente, Verónica realizó su tesis doctoral sobre responsabilidad social y minería. Trabajó con 23 casos a nivel global de la Gran Minería del Cobre, haciendo trabajo de campo en Australia y Chile. Al regresar a Chile se integró a la Escuela de Negocios de la Universidad Adolfo Ibáñez. ¿Cómo sueñas Chile? “Me gustaría un Chile con una matriz productiva menos extractivista. Hay que reconocer que la minería y otros sectores generan gran parte de nuestra riqueza, pero no es nuestro modelo de futuro. Hay que pensar en una transición, en cómo dejar de depender de los recursos naturales, especialmente de los no renovables, y de las actividades con grandes impactos socio-ambientales. Por eso estar en el mundo de la educación es una gran oportunidad. Aquí es donde podemos sembrar el cambio y mostrar otros caminos: la sostenibilidad empresarial, las empresas sociales, las empresas B. Yo comparto la idea de la educación como un derecho; pero también creo que en esta discusión a veces se olvida que un capital humano altamente desarrollado es también la mayor ventaja competitiva que puede tener un país. Es aquí donde debemos invertir”.