Estatutos de Chile Vamos

Ignacio Briones

Decano Escuela Gobierno

El Mercurio

Señor Director:

En el debate sobre los estatutos de Chile Vamos, la pregunta fundamental parece ser la siguiente: ¿es posible y deseable tener una coalición de derecha donde convivan partidarios y detractores del aborto o la eutanasia sin que ello sea un mero pacto instrumental?

En este medio, varios han sostenido que ello no sería ni posible ni deseable. Plantean que la adhesión estatutaria a la defensa irrestricta de la vida “desde la concepción a la muerte natural” sería una condición necesaria o un mínimo intransable para construir un verdadero referente de derecha. Erigen así una barrera a la entrada ya que no podría ser firmada, salvo que fueran deshonestos, por una cantidad relevante de simpatizantes de derecha (ni tampoco por Margaret Thatcher).

En el mundo moderno, los principales referentes de derecha no imponen barreras a la entrada como la que se plantea en Chile. Y en caso alguno ello los transforma en meros pactos instrumentales. Resuelven las diferencias en estas materias de manera razonable, dejando en libertad de acción a sus miembros para que defiendan sus legítimas creencias.

Esta realidad muestra que la convivencia de posiciones distintas en estos temas es posible. Y que la diversidad es deseable porque convoca y amplía la cancha de cara a la aspiración de ser gobierno. La modernización del partido Conservador inglés, liderada por David Cameron, es un ejemplo emblemático.  Sus resultados están a la vista.

La gran duda o pregunta es si la derecha chilena quiere seguir siendo una histórica excepcionalidad. Y con ello condenarse al ostracismo.

 

Ignacio Briones
Escuela de Gobierno
Publicado el Martes, 03 Noviembre 2015